martes, 21 de diciembre de 2010

Tus compras de Navidad más seguras

Desde que internet es el escaparate de las tiendas del mundo, es decir, prácticamente desde el principio pasando por la burbuja de las dotCOM, la seguridad de las compras ha sido siempre un factor de preocupación constante.

Fraudes, impagos, robos de números de tarjeta o cuenta, apropiación de datos personales son más frecuentes de lo que parece y que al público nos preocupa a la hora de comprar o gestionar internet. La seguridad (=confianza) a la hora de comprar es la base del sistema.

Desde hace un tiempo han salido al mercado las Cybertarjetas. Son utilizadas como tarjetas monedero, es decir, a base de recargas (por supuesto recuperables) con una comisión del 1% sobre recarga. Su utilización desvincula el número de la tarjeta con la cuenta bancaria y sólo tiene disponible el importe de la recarga.

Puede ser anónima o con titular algo que aumenta la sensación de seguridad en la certeza de que la sustracción económica será limitada.

Está claro, la seguridad en internet siempre será un interesante nicho de mercado.

¿Alguno de vosotros ha tenido alguna mala experiencia con las tarjetas, transferencias o cybertarjetas en compras por internet? Deja tu comentario.

jueves, 16 de diciembre de 2010

Feliz Navidad!

Llega la navidad y el fin de año; se acerca también el momento de rendir las cuentas de nuestros objetivos.

Algunos objetivos los habremos conseguido, otros no. El Balance lejos de ser una situación temida, es un momento reconfortante.

No por los fracasos o por la no consecución de objetivos. Es un momento de recordar toda la gente que hemos conocido, todas aquellas personas que nos han ayudado (de una manera u otra) y, en definitiva, todas aquellas personas que amamos.

Los triunfos, celebrarlos; los fracasos, también. Todo aquello que nos mata no hace más fuertes, diría Nietzsche o por lo menos nos hace conocernos un poco mejor. Nosotros mismos, esos grandes desconocidos. Pensad en todos los esfuerzos que hemos hecho para conseguir unas metas, pensad en la transformación mental que hemos logrado.

Ante todo quisiera daros las gracias a todos aquellos que me seguís leyendo de forma continuada o aún de forma ocasional o simplemente habéis pasado por aquí. Gracias.

A todos, os deseo una feliz navidad y un próspero año nuevo.

Saludos.

PD no os paséis con los turrones y con el cava, XD jejeje

jueves, 9 de diciembre de 2010

Una ONG enfocada a emprendedores

Ahora que llegan las Navidades se inundan los espacios televisivos de anuncios de peticiones de colaboración, a tenor del ambiente de solidaridad y cariño que nos inunda en estas fechas, con las más diversas ONG's.

Hoy me gustaría mostraros una ONG diferente, diferente por presentar una idea innovadora ya que su fin es ayudar a emprender: Endeavor.

Sí, sí, es una ONG (Organización No Gubernamental) que te ayuda a emprender. A pesar de lo curioso del fin que persigue no deja de tener cierta lógica.

Cuando se habla de desarrollo de un país que, aunque suene redundante, se encuentra en vías de desarrollo (o mal llamados tercermundistas) siempre hemos encontrado ONG dedicadas a ayudar a los más necesitados (niños, poblados marginales, poblados azotados por el hambre y la guerra, etc) pero se tiene olvidado a los que se encuentran en mitad de la pirámide.

Si tenemos en cuenta la figura de una pirámide en la cual la cúspide la ocupan los grandes comerciantes y personas que en un determinado país concentran la mayoría de la riqueza, las ONG's tradicionales se concentran en la base de la pirámide que son los más desfavorecidos. Pero, de repente, hay una que está destacando por concentrarse en la mitad de la pirámide que quiere ser como la cúspide y puede emplear a toda la base. Así se pensó en Endeavor.

No se trata de prestar dinero o de microcréditos sino que a los futuros candidatos a emprendedor que les plantee proyectos creíbles y con muchas ganas de trabajar la ONG prepara los contactos y la preparación que falte para que ese emprendedor comience a generar riqueza para él, puestos de trabajo para los más necesitados y un futuro para el país.

Operando principalmente en Argentina, pero distribuidos en casi toda latinoamérica, ¿podría ser esta ONG parte del auge que está viéndose en latinoamérica y parte de la solución en Europa? El tiempo lo dirá.

sábado, 4 de diciembre de 2010

Reivindicación justa o sabotaje.

En las últimas horas estamos siendo testigos de un hecho sin precedentes. Cómo se ha paralizado un país entero, con riesgo de convocar un Estado de Alarma. Y todo ello a causa de la crisis.

Los controladores

Sin convocar una huelga, pero sí avisando que podría haber conflicto colectivo, se ha producido una "baja médica" generalizada que ha evitado que muchos de ellos puedan acudir al puesto de trabajo.

El por qué de esta situación se produce por las decisiones unilaterales del Gobierno para "recortar" derechos adquiridos; decisiones causadas por la mala gestión de la crisis, desde el punto de vista de los controladores. No están de acuerdo que paguen "justos por pecadores", es decir, si los que han provocado la crisis encima tienen ayudas de los Bancos Centrales y de los Gobiernos ahora no vengan a tocarme el sueldo ni mis derechos para pagarles a ellos.

Aprovechándose de su posición de fuerza (demostrado con el cierre del espacio aéreo de España) han decidido no usar el derecho de huelga, sino la baja médica generalizada. El por qué se debe a que el derecho de huelga tiene, por ley, unos servicios mínimos que cumplir.

El Gobierno

Se ha proclamado el "defensor de los derechos generales" tanto de los particulares como de las empresas que se nutren de ese tráfico aéreo. No creían que tal extremo podría darse y les ha "pillado" a contra pie.

Defienden que los controladores cobran demasiado (claro, ellos no), que el recorte de derechos está justificado por la crisis (algo que ellos negaban al principio y la mayoría del país, hay que decirlo, veíamos la que se avecinaba) y ha propuesto medidas de forma unilateral (por decreto) sobre todo en colectivos que no puedan someterle a este "chantaje" laboral. Además, acusan a los controladores de ser poco solidarios cuando el Gobierno se ha dedicado a "ragalar" el dinero para comprar votos.

Parece que con los controladores han tocado fondo.

Las conclusiones

A mí, que no he tenido ni tengo que agarrar ningún vuelo, me parece que hacen lo que tienen que hacer y me surge un poco de envidia laboral ya que no estoy en una posición de tanta fuerza como para protestar así.

Los abusos de este Gobierno, que se dice Obrero, y es el que más recortes laborales está haciendo por culpa de su mala gestión (aunque la crisis es culpa de todos, de él y nuestra). Además, son recortes sine die, es decir, los recortes no se hacen de forma transitoria por un momento de crisis sino que, cuando capee el temporal, ya veremos si alguien se acuerda de los recortes.

Por lo tanto, que el Gobierno "se agarre los machos" y, desde mi punto de vista, ya era hora de que alguien le plantee una verdadera Huelga General (y no la pantomima de los sindicatos que hubo por septiembre) si no están de acuerdo con su gestión.

lunes, 29 de noviembre de 2010

Black Friday en la Bolsa Europea

En coincidencia con el Black Friday estadounidense la pasada semana hemos sido testigos de una gran caída de la bolsa.

Quizá sea por el BBVA que amplió capital, quizá sea por la crisis de la deuda europea, quizá porque los astros están en la alineación correcta. El caso es que estamos rozando los mínimos de junio-julio y la cosa no tiene intención de mejorar.

Con todo ello nos encontramos con el Black Friday que es el viernes posterior al día de acción de gracias que en EEUU y Canadá abre el periodo de rebajas prenavidad.

Para mí, defensor a ultranza del análisis fundamental sobre el análisis técnico, me pregunto si no será este momento de la bolsa un Black Friday. Está claro que Portugal y España puedan entrar en default pero las empresas que encontramos con buenos fundamentales están a un precio muy. muy, muy bajo. Nos encontramos en la Bolsa con un PER casi de 12 o, lo que es lo mismo, una rentabilidad teórica por beneficio del 8,33%. No está mal cuando los bonos españoles no llegan al 5% y el alemán al 3%.

Quizás sea mi opinión porque entro en Bolsa con dinero que no necesito (aunque ya empiezan a ser unos ahorrillos buenos) y, también es cierto, tampoco obtengo todavía rentabilidades espectaculares pero sé que estoy preparando el camino.

Comprar, ¿la mejor opción en la Bolsa?

De todos es sabido el dicho que reza: !comprar con los cañones y vender con las trompetas" y ese debe ser el dicho que están utilizando muchos inversores como Emilio Botín que ha decidido poner también unos ahorrillos en el mercado BAJISTA. Así mismo Warren Buffet (el inversor por excelencia) ha puesto también a trabajar unos ahorrillos en el mercado.

¿Será el momento de comprar o de mantenerse alejado de la Bolsa?

lunes, 22 de noviembre de 2010

Sobre las acciones del BBVA.

Mucho se ha hablado sobre acudir o no acudir sobre la ampliación de capital del BBVA. Mientras duraba hemos sido testigos cómo una ampliación de capital puede hacer retroceder el precio de la acción. Ahora que, digamos, ya ha pasado (realmente finaliza el 29 de noviembre de 2010 para repartir acciones no subscritas en el periodo público) somos conscientes que la situación es otra, o ¿no?

Todos conocéis mi posición en BBVA y, aunque nada dije sobre la ampliación, acudí a ella porque confío en la gestión hasta ahora realizada por el actual equipo administrador (si siguen por el mismo camino el futuro es prometedor). Aunque no pude acudir con todos los derechos ya que me hubiera supuesto realizar una compra excesiva para el momento en el que se planteaba vendí unos derechos para comprar las acciones que me quedaban resultando de la operación: 61 acciones gratis. Sé que alguno me querrá echar en cara mi silencio, pero si hubiera desconfiado de la ampliación y, por tanto, de la gestión del banco ¿estaría invertido en él? Creo que no. Además se trataba de acciones a PER 6, ¿quién ha podido resistirlo?

Ahora toca el turno a la cotización de las acciones, después del frenesí de la ampliación.

Con ella el valor ha descendido casi un 20% de su valor pasando de 10€ a casi 8€. Mi creencia es que como mínimo recupere el 20% de recorrido ya que el movimiento realizado no corresponde a otra cosa que a un movimiento especulativo por la ampliación; terminada la ampliación vuelve la calma.

El precio objetivo del valor lo tengo situado por fundamentales en 11,69€ así que espero que este año termine las navidades alcanzando esa cota como mínimo o la de los 12€. Esto si todo sigue normal.

En caso de que se produzca una nueva crisis (que nunca se sabe ya que hemos pasado una detrás de otra) el precio podría mermar quizás cerca de los 7,5€ o ya hasta los 4€.

En todo caso para los indecisos lo mejor es esperar o preparar un aviso de compra para cuando supere los 8,5€ (sobre 8,6€ u 8,7€ mejor).

Un saludo.

miércoles, 17 de noviembre de 2010

Esperar y ver hasta donde llegará la madriguera de conejos.

Ahora va a resultar que en Europa lo que falla son los ingresos y no la deuda. Esta reflexión se produce en mi mente pocos días después de que saltasen de nuevo todas las alarmas: Irlanda necesita un rescate!!!! (y Portugal, quizás también).

Ahora ambos países de la eurozona son los blancos de todas las miradas, como en su día lo fue Grecia, ya que surge la duda sobre si podrán, o no, satisfacer sus pagos sobre su deuda.

Todo el mundo está pendiente de su deuda ya que está en ratios altísimos , como los de Grecia, debido al riesgo de impago que es capaz de incurrir quien se decida invertir (mejor decir prestar) dinero en Irlanda o Portugal (de España todavía no se dice nada, por ahora).

Y es que el problema es que no son capaces de disminuir más sus gastos corrientes y no generan los suficientes ingresos (vía impuestos, ya que no se producen transacciones ni contrataciones, sin hablar de las exenciones fiscales a las empresas tecnológicas). Y es que se empieza a echar de menos el Boom inmobiliario.

Cuando todo un país está inmerso en una vorágine de ventas y compras de un bien que continuamente sube de precio y que supone un gran ingreso al país vía impuestos por transmisión patrimonial tiende a olvidarse que algún día, quizás, ese sueño se agote y se convierta en pesadilla.

Los que vengan detrás que remen, se podría decir.

Entonces, así como pasa en España, se intenta por todos los medios reducir gastos (hasta cierto límite que no se debería traspasar) para que los ingresos de la gente que aún puede consumir algo y de las empresas que aún siguen funcionando permitan al país endeudarse de nuevo en nuevas contrataciones con lo cual se generará más encargos a empresas que a su vez volverán a contratar gente y éstos, de nuevo, podrán pagar sus deudas cómodamente y, por qué no, volver a consumir.

Pero hasta que a alguien se le ocurra la idea de cómo llevarlo a cabo (y pueda ser considerado el héroe que nos sacó de la crisis) solo podemos esperar y ver hasta dónde nos llevará la madriguera de conejos.

miércoles, 20 de octubre de 2010

¿Para cuando te jubilas? Los ricos nunca.

Ahora que el gobierno español está pensando en aumentar la edad de jubilación surge una noticia sorprendente: Los ricos no desean jubilarse.

Varias razones podrían justificar esta respuesta como, por ejemplo, el aumento de la esperanza de vida pero nunca esta: es divertido.

En una encuesta para Barclays, y así recogida en el Wall Street Journal, con más de 2.000 encuestados con un patrimonio de 1,5 millones de dólares más de la mitad desea no jubilarse nunca.

La respuesta es cuanto menos chocante ya que unos de los fines de alcanzar la libertad financiera es la dejar de trabajar, dejar de estar "esclavizado" al trabajo. Claro, la perspectiva es así cuando tenemos en mente un trabajo que no nos realiza, no nos motiva, y, en definitiva, no nos satisface.

No es una pasión por el dinero al estilo Tío Gilito (ni tampoco Gordon Gekko que ahora está tan de moda) por el dinero, así sin más. Es una pasión por algo totalmente nuevo y ajeno a lo que conocemos como trabajadores y que, en palabras de Robert Frank el autor del artículo, emprender puede significar, entre otras cosas, buscar una necesidad comercial, reinventar una industria o reestructurarla y realizar un acuerdo con éxito.

Ese es realmente el secreto para ser feliz en lo que hagamos. Todo aquello que hagamos que tenga un sentido en el cual participemos activamente en un plan propio; no dejemos que las cosas ocurran porque sí, sino que volquemos toda nuestra pasión en un fin. Creemos algo nuestro y, sobre todo, seamos felices.

domingo, 17 de octubre de 2010

¿Acciones o bonos?


Warren Buffet, el oráculo de Omaha, ha hablado. Cuando lo ha hecho lo ha hecho con rotundidad: las Bolsas están más baratas que los bonos.

Desde la famosa, y tristemente conocida, crisis de deuda griega el mercado de los bonos ha tomado el rol principal como objetivo de inversión de especuladores de todo el mundo.

Tanto en la deuda pública como en la privada, tanto en los mercados primarios como secundarios había que aprovechar la debilidad manifiesta de los que "necesitan" nuevos créditos para no quebrar.

Para una afirmación así deberemos hacer un estudio (reconozco que va a ser escueto) para conocer el alcance de tal afirmación. Como siempre que queremos comprobar si un producto está caro o barato debemos compararlo con otros vehículos de inversión. Así, un Bono estará caro o barato respecto a otras oportunidades.

Entre Bonos.

Al comparar distintos tipos de Bonos (en concreto en bonos a 10 años) de distintos países podemos sacar alguna que otra conclusión. Vamos a comparar bonos de diferentes países:

Alemania -- 2,39%
EEUU -- 2,57%
Italia -- 3,75% (aproximado)
España -- 4,03%
Portugal -- 6,04% (aproximado)
Irlanda -- 6,12% (aproximado)
Grecia -- 8,95% (aproximado y bajando del 10%)

Al comparar los bonos a 10 años de los distintos países podemos sacar la primera conclusión: la economía es cuestión de confianza. Esto ocurre porque la percepción actual es que hay países con más riesgo de quiebra (todavía) que otros.

Si queremos movernos a través de los números (los números hablan) observamos que los países "más seguros" son EEUU y Alemania, que no llegan al 3% de rentabilidad, precisamente por eso, por su seguridad de pago. España, en nuestro caso, podemos observar que la perspectiva ya no es tan mala, con más de un 4% de rentabilidad; mientras, en el lado más extremo, tenemos a Grecia con un 8,95% de rentabilidad (aún está grave aunque la noticia buena es que ha empezado a bajar de los 10%, vamos una leve mejoría).

Con las acciones.

Aquí voy a ser más "casero" y lo voy a comparar con el PER medio de las acciones del IBEX (para lectores de otros países pueden hacer sus comprobaciones con sus propios índices o con el Dow Jones). Aquí el PER es cercano al 13,5 lo que significa una rentabilidad teórica de 7,40%.

Podemos comprobar que la frase de Warren Buffet es acertada si lo comparamos con los bonos de "mejor calidad" como es el Alemán y EEUU. Para ser sincero resulta más barata la bolsa que el conjunto de bonos a 10 años de los diferentes países que he reseñado (los de otros países de la UE que no he reseñado es porque tienen mejores rentabilidades).

Ahora nos toca decidir a nosotros: ¿acciones o bonos?

viernes, 15 de octubre de 2010

Ram Bhavnani y la renta fija.

Ram Bhavnani es conocido por sus aciertos, y también por algún desacierto, en la renta variable.

Cómo desde un pequeño bazar situado en Santa Cruz de Tenerife ha llegado a poner "en jaque" disputando el control accionarial de algún que otro banco español.

Revisando diversas noticias observé la distribución patrimonial de sus Sicavs (las cuatro que dirige ahora mismo) publicadas en el suplemento de Banca Privada de la Revista Inversión y algo me llamó la atención.

Daban a entender que debido a la crisis el Sr. Bhavnani había aumentado su participación en renta fija. No sé si será debido a la crisis pero sí que se puede ver un aumento de la inversión en renta fija.

Es cierto, cuando antes la composición de su cartera se encontraba bien diversificada entre renta variable y renta fija (casi rozando el 50-50 tan pregonado por Ben Graham en su lifbro El Inversor Inteligente) ahora ha variado un poco. La política de inversión del Sr. Bhavnani siempre (por lo menos desde hace ya algunos años) había sido intentar mantener posiciones diversificadas en porcentajes cercanos al 50% entre renta fija y variable.

No en todas las Sicavs tenemos esto, por ejemplo en Bombay la renta fija sólo asciende hasta el 23% mientras que en Laxmi alcanza el 60% y en Cartera de inversiones Canarias es del 98%, pero lo que su trayectoria va demostrando es:

Es un inversor profesional. Es evidente se ha dedicado a ello muchos años y ha aprendido (y seguirá aprendiendo) a invertir prácticamente en cualquier vehículo de inversión o producto siempre y cuando pueda entenderlo. Ya que también encontramos desde inversiones en renta fija como en derivados (warrants).

Huir de las modas. La inversión se realiza porque, tras un estudio, se cree que es la más conveniente para alcanzar los objetivos deseados y no porque sea un "producto estrella".

Minimizar las pérdidas. Si esto significa deshacer posiciones o desinvertir porque nos hemos equivocado se hace. No pasa nada. Lo importante es ser lo suficientemente humilde para rectificar.

Conservar las ganancias. La renta fija siempre ha sido para él refugio de ganancias obtenidas en el pasado para que sigan rindiendo en el futuro, no refugio de la incertidumbre. Un inversor profesional aprende a vivir con la incertidumbre.

viernes, 1 de octubre de 2010

Ten una imagen corporativa atractiva.

Cuando creamos una empresa podemos pensar que sólo se trata de "venderle" algo a alguien más barato que los demás.

En parte es cierto pero realmente es una visión un tanto superficial de lo que puede llegar a ser una empresa; además si pensamos así quizás sea la manera más fácil de cavar nuestra propia ruina.

Una empresa es un ente propio, tiene una "personalidad" propia tanto en el ámbito jurídico como en las relaciones más estrechas con nuestros clientes y proveedores. Es por eso que se dice que una empresa tiene personalidad jurídica propia. Tiene personalidad propia y se relaciona de forma independiente de la persona que la dirige.

Un ejemplo claro de esto es cuando nos atienden en un McDonald's. No nos estamos relacionando con Jim Skinner (CEO de la empresa) sino que la atención que nos brindan es la de la empresa McDonald's (o no sólo la de ese restaurante, porque repercute en la imagen corporativa global) y es su imagen la que está en juego, la de la cadena, y no la de su presidente (ni incluso la de su empleado). Esto es sólo un ejemplo, pero deja claro lo que intento decir y para ello he utilizado una empresa con una, más o menos clara, imagen corporativa buena.

También podemos usar un mal ejemplo de esto que resultan de los productos MADE IN CHINA. Es una lástima que cuando tenemos en nuestras manos un producto que es de mala calidad pensemos enseguida (por lo menos a mí me ocurre) que es normal porque se trata de un producto que "es de un chino" o "de China". Es una lástima, digo, porque siendo realistas somos conscientes que una gran mayoría de los productos de la mayor calidad que existen en el mercado son MADE IN CHINA, pero son propiedad de empresas occidentales así que la buena imagen se la llevan ellas y no el país de fabricación; pero no, la "imagen" que se nos queda es la de la mala calidad.

Y no confundir imagen corporativa sólo con el logotipo o la marca, cosas muy distintas.

Así que cuando decidamos tener una empresa debemos tener en cuenta que hagamos lo que hagamos qué imagen corporativa deseamos transmitir. La buena calidad a un precio justo o la de la mala calidad a precios baratos. Al igual que cuando conocemos a una persona por primera vez, la primera impresión es la que queda.

Un saludo.

jueves, 30 de septiembre de 2010

Opciones binarias, bienvenido al juego.

Aquí tenemos al nuevo "invento" de internet sobre acciones o, más concretamente, sobre las opciones. Las Opciones Binarias.

Como todos los nuevos inventos que son "fáciles" de entender (como reza su publicidad) yo me he permitido la libertad de analizarlo y corroborar si es una buena forma de inversión.

En primer lugar voy a hacer un repaso de lo qué son las opciones.

El contrato de opción (de compra o de venta) es un contrato de la posibilidad, tras un tiempo determinado, de o bien comprar o bien vender un determinado bien (subyacente) a un precio determinado en el contrato. Cómo el bien no se ha comprado o vendido todavía sino que es una posibilidad, para formalizar el contrato sólo se adelanta una prima dejándose el resto a deber a la fecha de realización del contrato. Llegada la fecha se puede comprar o no dependiendo lo que sea más rentable y, en caso de no comprar o vender porque no saldría rentable, se perdería solamente la prima.

El beneficio o pérdida se obtiene de dos formas en los contratos de opciones (igual que en los de futuros). La primera en la realización del contrato (a su vencimiento) comprando o vendiendo el subyacente al precio pactado haciendo de la diferencia con el precio real del mismo el beneficio o pérdida; en esta forma la beneficio / pérdida no se diferencia mucho de haber comprado o vendido el subyacente con la diferencia de que si es pérdida se puede no realizar el contrato (a diferencia de los futuros en los que se está obligado a ello). La segunda es comerciando con la opción y, según pasa el tiempo, puede revalorizarse o minusvalorarse en el mercado secundario y se puede vender a un precio mayor o menor del que fue comprado (siempre en referencia a lo que esté haciendo el subyacente); de esta forma el beneficio puede realizarse antes y la pérdida controlada.

¿Qué es una Opción Binaria?

Desde la web desde donde se opera o se ha inventado este producto se le describe como: un contrato que le otorga al comprador (conocido aquí como inversionista) el derecho a comprar un activo subyacente a un precio fijo, dentro de un plazo determinado para nosotros, el vendedor.

Esto no es así, en realidad. Al igual que ocurre con los warrants nunca se llega a comprar el activo subyacente sino que se trata, en definitiva, de una negocio por diferencias.

En las opciones binarias también se las conoce como opciones digitales, opciones de retorno fijo u opciones de "todo o nada". De todas los nombres alternativos el que mejor las define es el de opciones de todo o nada y el que más engaña (aunque en parte sea cierto) el de opciones de retorno fijo.

En las opciones, cuando llega a su vencimiento el contrato no nos parece rentable podemos simplemente no realizar el contrato con lo cual se pierde la prima y señal. En las opciones binarias como no se adelanta ninguna prima (puesto que no se tiene como fin la compra de ningún subyacente) cuando el contrato se realiza se "compensa" automáticamente llegado el momento del vencimiento (una hora, una semana o un mes) ganándose o perdiéndose lo pactado o la casi totalidad de lo entregado. Existiría prima si fuese un verdadero contrato de opción y se prometiese, a la realización del mismo, la posibilidad de comprar el subyacente (entregando el resto de lo pactado).

En cualquier caso, y he aquí su gran diferencia con todos los demás productos financieros, tienes asegurada la ganancia o la pérdida y de ahí el mal llamado o autoproclamado (porque desconozco el origen del nombre) opciones con retorno fijo (¿se buscará la confusión con la referencia a una ganancia fija?) y más correcto el de opción a todo o nada, ¿por qué?

Porque si la apuesta es acertada te garantizan el porcentaje de beneficio de entre un 65% a 71% y si no es tan acertada se puede llegar a perder el 85% de lo apostado (o que te devuelvan el 15% de lo invertido).

¿Apuesta?

En definitiva este producto se parece más a una apuesta tipo par / impar, rojo / negro, call si sube / put si baja. En un ejemplo de su web con una apuesta de 1.000€ y en el tiempo de vencimiento, que oscilan entre una hora, una semana o un mes, si se acierta se puede llegar a ganar hasta 710€ (hasta un 71% de beneficio, un total de 1.710€) y si se falla se puede a llegar a perder hasta 850€ (hasta un 85% de lo invertido) y quedar como resultado 150€.

Desde mi punto de vista no es una buena inversión ya que el juego de azar (ya no incertidumbre) no supone para mí ningún tipo de inversión. Aunque si alguien quiere probar suerte, adelante; pero solo avisar que algunas veces se puede ganar o otras se puede perder. Si se es capaz de realizar un sistema capaz de hacer "saltar la banca", como los famosos Pelayo, entonces sí que lo vería como una buena inversión. Para mí, no.

¿Alguien quiere jugar?

martes, 28 de septiembre de 2010

¿Qué sentido tiene la Huelga General?

Mañana será el gran día, el día de las cifras oficiales (y de las no oficiales), el día en el que los sindicatos tomarán el pulso al Gobierno de España (y que la oposición aprovechará) y resonará el grito de: ¡Basta ya a la reforma laboral!

Desde todos los ámbitos se ha criticado sobre si era pertinente la realización de esta huelga. Digo desde todos los ámbitos porque desde el bar con los amigotes hasta en los mass media se ha debatido y se debatirá hasta la saciedad. Lo triste es que las conclusiones se disolverán igual que la manifestación y todo seguirá igual.

Quizá sea porque llueve sobre mojado y de ahí surge este análisis (ya sé que se han hecho muchos análisis diferentes sobre el mismo tema pero vamos a darle la última vuelta de tuerca, recordemos que mañana es el día D).

La postura de los sindicatos.

La crítica fundamental que se les hace es que la Huelga General sale para lavar la imagen de los propios sindicatos. Se les acusa de que, durante toda la crisis, han mirado para otro lado sin decir ni mu! mientras que, en España, las empresas cerraban una a una alcanzando una tasa de paro de las más altas de la historia y de la Unión Europea (por delante de Grecia). Mientras ellos sólo recogían el dinero que les subvencionaba el Gobierno para seguir realizando "cursos de formación" (desde algunos ámbitos se ha dudado de la poca transparencia de los mismos).

La postura del Gobierno y de la oposición.

Aquí voy a ser más breve porque los políticos que tenemos no se merecen más atención que la necesaria. Se pueden creer que son importantes y todo.

El Gobierno, deja que se manifiesten porque alega que están en su derecho y ha pactado los servicios mínimos para evitar excesivos agravios a los trabajadores que no la secunden. La oposición, que no sabe por qué se manifiestan y que no ayuda nada a que un país salga adelante si todos decidimos pararnos en seco ya que las reformas son necesarias aunque equivocadas algunas de ellas.

La realidad de los trabajadores.

La realidad es que estamos en un país en el que sólo el 60,11% de la población activa tiene un trabajo, es decir, existe un 20,09% de paro. Esto significa que de una cantidad de 1.760.000 parados en 2007 hemos pasado a una cantidad de 4.645.500 actualmente. Con lo cual la huelga "general" no puede ser tal ya que sólo tienen trabajo un poco más de la mitad de la población activa. Será, como mucho, una Huelga cuasi-General. Los números no engañan.

La poca aceptación que tienen los sindicatos en el sistema laboral español es evidente, aunque está afirmación hay que matizarla.

Si bien es cierto que a los delegados sindicales (ya no hablo ya de los liberados) son bien difíciles de encontrar cuando se los necesita (bien porque nunca están es sus despachos, bien porque siempre están reunidos con alguien en el bar X) al final se les encuentra y agradecemos enormemente su papel si nos sacan de un atolladero, tampoco es menos cierto que son las principales "dianas" de nuestras críticas laborales (máxime si se es "liberado" y aquí quisiera recordar que sus madres no tienen culpa, señores/as). Pero luego tampoco se encuentran voluntarios para presentarse a delegado o enlace sindical porque nadie quiere ese "marrón" (una muestra de la poca solidaridad entre trabajadores).

Luego, como ser sindicalista es sinónimo de estar trabajando (como mínimo porque si no ingreso no pago cuota sindical) ni la gente encuentra apoyo de los sindicatos cuando están en el paro ni los sindicatos hacen nada por la gente que se queda sin empleo (claro, me olvido de los cursos de formación, ¡qué despiste!). Está clara la conclusión, el sindicato es por y para los trabajadores. No están hechos para los parados ni tampoco son oficinas de empleo.

Si a todo esto asumimos que la imagen que el trabajador tiene de los sindicatos es que estos están compuestos, en su mayor o menor medida, por un sustrato funcionarial (los únicos con empleo estable, por cierto) la brecha entre sindicalista y trabajador aumenta. Algo que los mismos sindicatos no hacen para remediar.

La realidad de la Huelga.

A pesar de todo a los trabajadores por cuenta ajena (o a aquellos que pueden serlo o a aquellos que tienen familiares que los son) les debería interesar los motivos por los que se hace la misma. Es algo que nos afecta a todos. Los motivos son:

- La jubilación se elevará a los 67 años.
- Incumplimiento unilateral, por parte del Gobierno, de los acuerdos laborales.
- Ampliación a 25 años cotizando para tener el derecho a pensión completa.
- Favorecimiento de la temporalidad laboral (entendida como aumento de la precariedad laboral).
- Se recortan las indemnizaciones por despido con sólo "acreditar" que se está en crisis (algo demasiado sujeto a la creatividad contable) .

Si estos motivos parecen pocos se les pueden sumar, aunque no lo comparta, los motivos de los universitarios que están en contra del plan Bolonia.

Conclusión.

Que los sindicatos deberían cambiar su método de acción ya que parecen anclados en la metodología y verborrea del siglo XIX. Deberían "lavar su imagen" no con huelgas generales fuera de tiempo (valoración personal, of course) sino ofreciendo "valor añadido" tanto a los trabajadores como lobby de presión por sus intereses (independientemente del "color" del partido que esté en el Gobierno) como a los ciudadanos que no lo son pero que, en algún momento, llegarán a serlo, parados y estudiantes, publicitando aun más su labor formativa.

Que tanto el Gobierno como la oposición debería velar más por los intereses de sus ciudadanos (votantes o no) evitando llevar al país a una crisis 100% evitable si, y sólo si, se cumpliese con los acuerdos firmados (sobre todo los criterios de convergencia europea sobre déficit permitido sobre el PIB a un Estado miembro establecido como máximo en el 3% y no en el 11,1% que fue en el 2009 más que nada porque la caída de los ingresos hasta un ciego la veía venir) y, sobre todo, que se marcase una política económica de carácter prudente.

Que entre la sociedad española ya está bien de buscar la culpa de todo al vecino (o al empresario dejar de demonizarlo per se) y dejar de lado la envidia (ese deporte tan seguido en España después del fútbol).

Es hora de empezar a trabajar juntos para salir de este agujero cada uno aportando nuestro granito de arena porque en esta crisis nos hemos metido solitos (cada uno con su parte de culpa) y saldremos solitos. Que cada uno que busque cómo salir de su propio agujero y si podemos echarle una mano al vecino mejor (una mano, no regalar nada que esos conceptos muchas veces se confunden y terminamos creando un país de "pedigüeños") porque nadie nos va sacar las castañas del fuego. No seamos los próximos Lehman Brothers.

¿Sobre si estoy de acuerdo con los motivos de la Huelga? Mi opinión es que no estaríamos así si se hubieran hecho las cosas bien desde el principio pero hay que tener en cuenta que como se aprueben esas medidas... difícil será cambiarlas en el futuro.

Un saludo y feliz huelga (o no).

domingo, 12 de septiembre de 2010

Si quieres tener éxito en los negocios trata bien a tus clientes.

Hola a todos de nuevo. Después de este mes de merecido descanso volvemos a la carga con renovadas fuerzas y la ilusión intacta por conseguir la libertad financiera.

Hoy, en el Blog Millionaire, me gustaría mencionar un caso muy concreto que me ha pasado con Edreams este verano y que muestra claramente el significado del título de esta entrada: Si quieres tener éxito en los negocios trata bien a tus clientes. Este es un aspecto muy olvidado en las relaciones empresa-cliente pero que me parece fundamental. Ante todo quiero remarcar que es un caso muy concreto y que me ha pasado a mí, aunque bien podría deducirse que se trata de la política de la compañía. Bien, dejémonos de cháchara y vayamos con nuestra historia.

Había reservado, con una antelación de 2 meses (a primeros de junio), una habitación doble en un hotel con spa en Madrid para el mes de agosto (elegimos Madrid en agosto porque somos de Valencia y sabíamos que no iba a haber casi nadie, ya que la mayoría de madrileñ@s que estaban de vacaciones estarían en las playas de Levante).

La elección del hotel la habíamos hecho principalmente por 2 motivos: su ubicación y el spa (fundamental para poder recuperar fuerzas después de las visitas turísticas). No era mal plan, ¿verdad? Al hacerlo por Edreams nos fijamos que suelen cobrar el importe por adelantado (por lo menos aparece como un cargo en la tarjeta inmediatamente hecha la reserva) algo que no nos gustó mucho pero, ¿qué podía pasar?

A una semana de llegar nos informan desde Edreams, por correo electrónico muy amablemente, que, por motivos de reforma en el hotel, el spa no iba a estar disponible precisamente en la semana que habíamos reservado en el hotel. ¡Oh, no! Exclamamos los dos.

Llamamos rápidamente al hotel para constatar ese percance y nos lo confirmaron: la segunda quincena de agosto iba a estar cerrado el spa (claro, como es agosto y no va casi nadie pues aprovechan para hacer reformas). Ahora, ¿qué hacemos? Llamar a Edreams.

La persona que nos atendió escuchó atenta y pacientemente nuestras quejas ya que si no íbamos a tener spa (en agosto y en Madrid) no nos interesaba el hotel ya que era uno de los motivos principales por lo cual hicimos nuestra elección y deseábamos recuperar el dinero para realizar una nueva reserva en otro.

Tras comprender nuestras razones la operadora nos explicó amablemente que, como era una causa por la cual se desvirtuaba la oferta que ellos tenían sobre ese hotel (aunque no era culpa suya y el hotel aún aceptaba visitas porque la reforma solo afectaba al spa), decidían devolvernos el dinero.

Mi sorpresa fue mayúscula. No tuvimos ni que gritar, ni amenazar con que los íbamos a denunciar, ni insultar. Nada. Accedieron sencillamente a nuestra petición. Pero, ¿qué es esto?¿una compañía de internet que devolvía el dinero? Ni que decir tiene que agradecemos mucho la atención recibida por parte del equipo de Edreams. Es de bien nacido ser agradecido y por ello os he explicado nuestra historia. Al final reservamos en otro hotel con spa (por nuestra cuenta y no utilizando a Edreams como intermediario) y la estancia por Madrid fue estupenda.

Este es un claro ejemplo de cómo se ganan clientes. Si quieres tener éxito en los negocios trata bien a tus clientes. Si de nuevo encuentro una oferta interesante para viajar voy a confiar tranquilamente en Edreams, aunque me cobren por adelantado el viaje.

No soy ingenuo, sé que esto se ha conseguido a base de mucha lucha por los derechos de los consumidores pero el hecho de recibir un trato justo es algo que como cliente presente, y posible cliente en el futuro, reconforta y tranquiliza mucho.

Un saludo.

martes, 3 de agosto de 2010

Conclusiones del Análisis Técnico del Ibex 35.


Yo creo que ya nadie se acordará pero hacia finales de diciembre de 2009 me atreví a realizar unas estimaciones futuras sobre la posible evolución del Ibex 35 (craso error el mío, quizás locura, pero lo hice como un pequeño ejercicio de análisis técnico).

Ahora que ha pasado la mitad del año (bueno más de la mitad del año si somos objetivos) llega la hora de hacer balance de tan osadas predicciones. Yo seré mi propio crítico, pero tu también tienes voz y voto.

El análisis llegó en la bienaventurada calma que prosiguió a la tempestad de la crisis inmobiliaria y de crédito (con un año entero de bajada electrizante) y que, ignorantes y felices todos nosotros, precedió, como bien dice el dicho, a una nueva tempestad con la crisis de la deuda soberana de Grecia (y también estuvieron implicados otros países como España, Portugal o Italia - los mal llamados PIGS por sus siglas en inglés, ya se sabe, los ingleses y su humor -).

En aquel momento estimé dos escenarios: uno optimista y otro pesimista. Voy a hacer una breve introducción de lo dicho en aquellas fechas y luego expondré mis conclusiones.

Escenario optimista.

Tras la realización de un hombro-cabeza-hombro invertido desde noviembre 2008 a junio de 2009 (de libro, por cierto) se explicaba la subida de hasta los 12.000 puntos, desde el mínimo de los 7.000 puntos en marzo.

Aún en un escenario optimista, que por cierto también pensaba yo que era el más probable, no me era indiferente la pérdida de fuerza evidente por "desgaste" alcista con lo cual, se podía entender, ocurriese una pequeña corrección hasta los 11.000 puntos pero que superaría sin dificultad los 12.000 puntos tras el rebote.

En toda predicción no puede faltar el lado pesimista que nos aconseja prudencia, dictada sabiamente a la sombra de la experiencia, sobre la premisa de que el futuro es, y siempre será, incierto.

Escenario pesimista.

Puse en los 11.000 puntos como soporte barrera o diferenciador entre el signo optimista y el bajista del análisis porque así me parecía que era la pauta técnica. Si algún acontecimiento hacía romper ese soporte estaríamos en un escenario bajista y, fue entonces, cuando apareció la Crisis Griega.

Fue pública entre finales de enero y primeros de febrero de 2010 pero los mercados se movieron, como siempre, con anterioridad en dirección claramente bajista (¿información privilegiada? Saca tus propias conclusiones).

Ignorando inocentemente el futuro propuse como posible primer suelo, ante un acontecimiento negativo, los 10.000 puntos (ahora el pasado me recordará para siempre que igual que no hay "techos" tampoco hay "suelos"). En caso de nueva crisis (tampoco la descarté) propuse el suelo en los 7.000 puntos.

En realidad esta segunda crisis, consecuencia de la anterior, yo pensaba que era "descartable". No creía en una nueva crisis, qué gran equivocación, y así lo dije en la entrada.

Donde me equivoqué fue en puntualizar el siguiente nivel de soporte. Lo propuse en los 7.000 puntos, pero finalmente se formó en los 9.000. Por otro lado, esa zona era claro soporte técnico y ahí se formó.

El nuevo suelo para la "nueva" crisis (dudé a la hora de puntualizarlo entre ambas cantidades, pero el verdadero soporte era y fue, porque se formó, los 9.000 puntos).

Conclusiones.

Este "juego de análisis" ha sido muy productivo a pesar de las "pequeñas" imprecisiones. Todas las conclusiones son muy positivas, a pesar de que hemos sido testigos de una crisis sistémica y una réplica de la misma. Uf!

Descubrimos que el futuro no lo conoce ni su padre (esto es algo positivo aunque no lo parezca). También que el análisis técnico no ayuda a adivinarlo y tampoco el análisis fundamental (no nos engañemos). Pero sí descubrimos que los fundamentos nos dan más seguridad (nos hace creer que sabemos algo sobre la empresa) y nos ayuda a abstraernos de la "marejada" euforia-miedo en las que se sumergen los mercados (si una empresa está barata con un precio si, además, vuelve a bajar entonces más barata estará la empresa, ¿peligroso?).

También descubrimos que algunas figuras sí que se repiten y cumplen su función en el tiempo. Sobre todo las llamativas hombro - cabeza - hombro invertidas (h-c-h i). Lo malo, que no se pueden predecir. Lo que a mí me parecía un doble suelo en los 10.000 puntos luego se ha desarrollado como un posible h-c-h i, ¿terminará de formarse? No lo sé.

Como conclusiones finales podemos afirmar que en el análisis técnico los principios sobre soportes - resistencias se cumplen a rajatabla (casi como dogma de fe) y que si queremos predecir el futuro, con este tipo de análisis o con otros de otro tipo, siempre deberíamos plantearnos dos escenarios posibles: uno optimista y otro pesimista. Por todo lo que pueda pasar.

Así que, por ahora, puedes disfrutar la subida de la bolsa hasta los 11.000 (siguiente resistencia) donde puede haber una corrección alcista.

Un saludo

jueves, 29 de julio de 2010

Mitos del Mercado de Valores.


Pese al reciente rally bursátil, tenemos un artículo del Expansión donde se desgranan diez aparentes mitos del mercado bursátil.

Debido a la crisis tanto el corto como el largo plazo han quedado en evidencia. Nadie puede predecir el futuro y por ello hay que trabajar sobre el conocimiento del pasado y del presente y desembarazarnos de cualquier mito.

Estos son consejos que seguramente ya habremos oído con anterioridad y que el propio artículo en cuestión ya responde pero me gustaría dar mi propia opinión sobre los mismos (en algunos casos para puntualizar alguna cosa y en otros porque no estoy de acuerdo). De todos modos el que esté muy interesado en estos y más mitos puede ver el libro 100 errores al invertir en bolsa. Muy útil sobre falacias.

1. Es un buen momento para invertir en bolsa.

¿Se podría preguntar lo mismo a un comercial de una inmobiliaria sobre los pisos? Ellos siempre dirán que sí. Aunque es un mito extendido, si el asesor no es su broker no tiene por qué aconsejar así (ojo con los bancos porque a ellos sí que les interesa porque ellos también son su broker). Ahora, en mi opinión, pienso que es un buen momento porque los precios están bajos pero para que nadie se sienta engañado puede empezar por estudiar algo de análisis bursátil y decidirlo por sí mismo. Es tuya la última decisión y responsabilidad.

2. Las acciones rentan de media el 10% al año.

Es un dato histórico tomado desde 1800. Los datos del siglo XIX no son muy rigurosos y el panorama desde el siglo XX es mucho más complejo. Los expertos ahora sugieren que sería más realista cifrar la rentabilidad en el 5%. Todo depende del "momento de entrada" en el mercado bursátil. Si no que se lo digan a Warren Buffet con un 23% de rentabilidad anual o a Ram Bhavnani sobre si era o no un buen momento para entrar en Popular (creo que éste último diría que no).

3. “Las previsiones de nuestros economistas son…”

La mayoría van a dar una respuesta ambigua, puede que sí puede que no. Es así porque es la única verdad. Pero si, como he dicho antes su asesor también es su broker, en momentos bajistas dirá que el mercado subirá y en plena burbuja dirá... ¡la bolsa nunca baja! Me gusta esta frase: "Warren Buffett dijo una vez que los que predicen el comportamiento de los mercados hacen quedar bien a los adivinos". No comment.

4. Invertir en bolsa le permite participar en el crecimiento de la economía.

La bolsa y la economía real tienen muchos puntos de interrelación (se llega a afirmar que la una es predecesora de la otra) pero hay que reconocer que, aunque la mayoría de las veces puede ser así (o por estadística), también hay casos flagrantes de claro distanciamiento. Seamos serios, son mercados que cada cual va a su aire porque las acciones se comportan como una commodity más y se rige por las reglas del mercado (subirá y bajará según la oferta y la demanda de papel y de la "salud" económica de los compradores y de las empresas) en cambio, en la economía real, intervienen otros factores como el paro, la producción, etc. Pueden interrelacionarse pero no es ley aunque algunos políticos no dudarán en poner de ejemplo a la bolsa para pretender ver "brotes verdes".

5. Si quiere más rentabilidad debe asumir más riesgo.

Esta falacia está muy extendida por los "expertos" sobre todo por la "democratización" de productos financieros muy volátiles y de difícil entendimiento o control por parte de los inversores. Las opciones, futuros o warrants (cada cosa es parecida y, a la vez, diferente) tienen fama de producir grandes rentabilidades puntuales si se tiene el acierto de dar con el valor adecuado en el momento más inesperado. Es, muchas veces, intentar dar con el caballo ganador. Estos productos han sido muy utilizados por los profesionales para "cubrirse" de posibles bajadas/subidas repentinas de precio. Venderse como productos de uso común entre inversores sería acuñada por Warren Buffet, alguien con un 23% de rentabilidad anual invirtiendo en acciones y bonos (eso está pasado de moda dirán unos, los parámetros de la economía han cambiado dirán otros), como auténticas "armas de destrucción masiva". Sobran las palabras.

6. “La bolsa está barata justo ahora. El PER es sólo de 13 veces”.

El PER es un ratio universalizado, endiosado y, a la vez, incomprendido. Un mismo PER, por sí sólo, puede significar o que la empresa está tremendamente cara o con unas perspectivas de futuro espléndidas. Todo depende de cómo se mire. Ahora bien, si lo comparamos con las mismas empresas de su sector y con su media de los últimos 5 años entonces la cosa cambia y se convierte en un indicador, desde mi punto de vista, muy fiable.

7. No se puede hacer “timing” con el mercado.

Aquí entra en juego la famosa teoría de la opinión contraria en un intento de adelantarse al timing (porque acertarlo es pura suerte, se mire como se mire). Si las noticias son tremendistas compraremos y si son muy halagüeñas venderemos. Es una teoría que funciona muy bien sobre el papel pero tiende o a vender demasiado pronto o a comprar demasiado pronto. Es eso, una buena teoría. Y creo que sí, que se confirma este mito como principio, siendo el único mito que sí que se cumple.

8. “Recomendamos una cartera diversificada de fondos de inversión”.

Todos los grandes inversores cuentan con una cartera muy diversificada de acciones, bonos, líquido, etc. Quiero recordar una cosa: "ellos pueden porque tienen dinero para hacerlo". Al mismo tiempo repasando las biografías de los grandes inversores (Warren Buffet, Carlos Slim, Ram Bhavnani, JP Morgan, Soros, Ben Graham, etc.) todos, casi sin excepción, llegaron a lo que son por concentrar esfuerzos en unas pocas acciones que, a la postre, resultaron "geniales" inversiones. Eso da que pensar.

9. “Este es un mercado de selección de valores”

Más que por selección de valores el mercado bursátil es un mercado de selección de momentos ya que podemos invertir en acciones de "baja calidad" que luego resulten en un boom o invertir en acciones de "gran calidad" y encontrarnos en un crack. Cuando me refiero a calidades me refiero, claro está, a las empresas que subyacen tras la acción. Todo depende de en qué momento nos encontremos y de ahí la importancia de indicadores tipo PER u otros que indiquen la sobrecompra o sobreventa de las mismas. No se puede hacer timing con el mercado.

10. “Las acciones se comportan mejor a largo plazo”.

Aquí estoy de acuerdo con lo que dijo John Maynard Keynes: “En el largo plazo, todos muertos”. Ahora bien también es cierto que hay que dejar un respiro al mercado para que avance y retroceda. La volatilidad de estos años es una muestra de cómo puede subir y bajar la bolsa en los momentos más inesperados pero a la larga, no sabemos cuándo también es cierto, tenderá a su equilibrio.

Aconsejo leer el Inversor Inteligente de Ben Graham (dónde explica su famoso principio del margen de seguridad) y ponerlo en práctica. Se asombrará de los resultados y dejará de lado tanto mito inútil.

Saludos.

miércoles, 28 de julio de 2010

Alimentarte de empresas sanas es más saludable... para tu bolsillo

Recientemente han publicado los famosos test de estrés de los bancos. Sinceramente, no sólo deberían ser aplicados a los bancos sino a todas las empresas aunque está claro que son los bancos las empresas más sensibles para la sociedad, sobre todo para una sociedad tan fuertemente endeudada como la nuestra.

Realmente no deberíamos diferenciar el invertir de cualquier otra actividad humana ya que invertir es, en sí mismo, ya una actividad profundamente humana.

Si inyectamos nuestra economía con costumbres poco "saludables" o con excesivos gastos podemos acabar por sufrir algún percance médico-financiero. Ahora que llega el verano sería bueno estimular nuestras economías con algunos consejos para que éstas sean más saludables.

Aliméntate bien.

Lo fundamental es que hayan ingresos recurrentes mensuales. Hay que hacer frente a nuestro nivel de vida y no lo va a pagar el vecino. Debes intentar alimentarte tanto con ingresos recurrentes (quizás un sueldo o con alguna empresa) como también con ingresos más relacionados con el largo plazo (germinar una pequeña empresa a media jornada por ejemplo).

Elimina esos michelines de más.

Igual que cuando te luces en la playa, piscina o terraza deseas tener un cuerpo de escándalo lo menos que podemos empezar a hacer es eliminar los dichosos "michelines" de gasto que tan mal dejan a nuestras cuentas mensuales. Deja sólo lo esencial, aunque de algún capricho tampoco te vas a privar que estamos en verano, sé moderado.

Prepara a tus cuentas para el entrenamiento.

Para comenzar a adquirir músculo es importante que redirijas de los ingresos que no se "coman" tus gastos en un pequeño capital disponible tanto para una pequeña emergencia como para comenzar a utilizarlo como energía para el siguiente paso: fitness financiero.

Haz "fitness financiero".


Entrena tus cuentas con compras de activos. Recuerda que se considera activo a aquellos bienes que tienen una alta probabilidad de generar un beneficio económico a futuro y se pueda gozar de los beneficios económicos que el bien otorgue.

Dependiendo de tus conocimientos y/o capital disponible podrás emplearlo en tres campos: activos de papel (renta fija y variable), inmuebles (pisos, oficinas, bajos o garajes) y negocios (franquiciado o freelance).

Aquí también hay que tener cuidado con el "entrenamiento" porque una selección de empresas o inversiones, digamos, "poco saludables" puede llevar al traste toda la planificación anterior y el esfuerzo que conlleva. Aunque tampoco te preocupes así también se aprende a cómo no hay que hacerlo.

Con estos sencillos consejos lucirás unas cuentas personales de escándalo que seguro que serán la comidilla de familiares y amigos y, por qué no, puede que te eche el ojo algún director/a de banco o caja. Quién sabe, igual te conceden algún préstamo o hipoteca.

Saludos y feliz verano a todos.


lunes, 26 de julio de 2010

Buscando el éxito, buscando tu nicho de mercado.

Cuando queremos crear una empresa tendemos a darle mucha más importancia al producto o al marketing y parece que nos olvidamos de lo qué es realmente importante.

Debemos saber que para que se venda un producto debe haber alguien que lo compre. Es decir, un producto normalmente suele venir a resolver una necesidad y es que es más fácil satisfacer una necesidad ya creada que "convencer", con millones de euros de gasto en publicidad, a tus clientes de que compren tu producto.

Para buscar tu nicho de mercado es necesario realizar un buen estudio sobre tus clientes potenciales. Nada mejor que sean similares a tí para buscar posibilidades de nichos. Analiza tus gustos, estudios, trabajos, etc. que seguro encuentras algo que haga alguien que tú puedas mejorar en, al menos, 3 aspectos diferentes.

Si nos gastamos miles de euros en fabricar un posible producto y también miles de euros en publicitarlo puede que funcione o puede que no. Es un riesgo excesivo para tanta inversión. Para asegurarnos de que ese riesgo es mínimo hay que probar que existe gente que esté dispuesto a comprarlo al precio propuesto. Sino puede ser la empresa más corta de la historia (aunque seguro que no será la única).

Podemos probarlo realizando un estudio preliminar, antes esto se hacía a través de encuestas telefónicas pero son molestas y hay que realizar demasiadas (eso también cuesta dinero). Teniendo internet como herramienta se pueden hacer buenos estudios de mercado a bajo coste utilizando diversas herramientas:


Busca tu éxito, busca tu nicho de mercado.

lunes, 19 de julio de 2010

Invertir o no invertir, esa es la cuestión.

Si algo, sin duda, he aprendido de esta crisis es que no puedo vivir por encima de mis posibilidades. He aprendido a ahorrar.

Ahorrar no significa que, por mi culpa (o la de todos, en cadena), llevemos a la ruina a nuestro país por falta de consumo ni tampoco que por ahorrar tenga que vivir en una cueva.

Si nuestro país está en quiebra es por nuestros gobiernos y el exceso de gasto (¿de todos?) y no por mi decisión de adaptar mis gastos a mis ingresos. Eso, como mucho, hará equilibrar mi nivel de vida y darme tranquilidad.

La persona que sea malcarada, huraña, pesetera, agarrada, jeta, chupona, gorrona y buitre (sinónimos muchas veces del que ahorra y no sólo del que prefiere gastar el dinero de otros al suyo propio) va con la personalidad de cada uno (el que es así lo seguirá siendo ahorre o no, es cosa de carácter) no con ser previsor. ¿Somos conscientes de que algunos están a sólo un accidente, una enfermedad o una mala situación laboral de la bancarrota?

Pero ahora que he empezado a ahorrar, ¿qué alternativas me quedan?

Lo que tengo ahorrado lo puedo dejar como está (no hacer nada con él) y seguir ahorrando en "la hucha" o "colchón" para algún imprevisto (porque no sé cuando vendrá, por eso se llama imprevisto). Ya que me ha costado tanto esfuerzo ganarlo parece la mejor solución porque ¿dónde mejor va a estar que junto a mí? No parece mala opción si no fuera porque el inexorable paso del tiempo va a hacer mella en ellos a través de la inflación. Por ahora es la mejor opción.

O, por el contrario, puedo hacer algo con él como, por ejemplo, invertirlo o gastármelo. Si me lo gasto (es mi dinero y hago con él lo que quiero), todo o parte, tampoco parece mala idea. Según los economistas aumentar mi nivel de gasto favorecerá el crecimiento del país. A mí, personalmente, me da igual lo que digan los economistas (no decían que no estábamos en crisis que ahora sean ellos los que remen). Nadie me va a echar una mano cuando me haga falta dinero para algún imprevisto (del coche, me divorcie, me despidan, etc.).

Lo único para lo que me va a valer si se me ocurre gastar parte o todo de lo ahorrado en algún capricho merecido (un viaje, un coche nuevo, vacaciones, etc.) es que por lo menos lo pago al contado y no con un interés a una financiera (van desde el 10% al 28% sólo para que lo sepáis si no revisad los TAE de las tarjetas de crédito o contratos de préstamo). Los préstamos sólo hipotecan el futuro (gastamos con dinero que no tenemos en este momento). Sólo que volveremos al principio y vuelta al ahorro.

Pero no, yo he decidido invertirlo, sacarle unos eurillos al ahorro y aprovechar el interés compuesto a mí favor. Todo depende de nuestro nivel de inversor. Haciendo acopio de la definición de inversor de Ben Graham (un tipo muy listo) en la cual se considerará inversión: Aquella que, tras un analísis meticuloso, promete seguridad del principal y un retorno de inversión satisfactorio. Una operación que no cumple con estos requisitos es especulativa.

Me gusta la definición. Conservar el ahorro y obtener algún retorno. Siempre me quedará la opción del colchón.

Mis opciones entonces pasarán por activos financieros sin riesgo (depósitos bancarios) o de riesgo muy bajo (renta fija del Estado o empresarial de alta calificación). También puedo invertirlo en otros activos financieros (como las acciones o un fondo de inversión referenciado a un índice) pero, como siempre, según aumenta el riesgo así debe aumentar mi conocimiento sobre el producto en el cual invertir.

Si no es preferible meterlo debajo de un colchón.

jueves, 15 de julio de 2010

La generación sin imaginación.

Aquellos que tienen niños seguro que comprenden lo que voy a decir.

Imaginad que paseáis a vuestro hij@ a través de la sección de juguetes de unos grandes almacenes. Imaginad esos estantes interminables llenos de artilugios llenos de color y figuras llamativas que prometen mucha diversión (educativos o no).

Imaginad la reacción del niñ@ cuando ve todo eso. Sí, la boca abierta y si no quiere 4 ó 5 de los juguetes expuestos nos amenazará muy seriamente con unos molestos berrinches y pataletas varias.

Esa es la razón por qué esa sección no se cruza nunca con los niños (se evita a toda costa) y sólo se acude a ella cuando les vamos a comprar un regalo (y si puede ser que ellos no lo sepan que vamos por ahí).

Pero sigamos imaginando que hemos llevado al niñ@ por ahí y, curiosamente, le hemos comprado el juguete que más deseaba de toda la tienda. Imaginemos que llegamos a casa y ¿cuál es el resultado? El juguete al día siguiente está en un cajón olvidado y sigue jugando o con el juguete de siempre o con cualquier cosa que caiga en sus manos.

Esto ocurre porque su mente disfruta con la imaginación y no con el juguete. Los juguetes de hoy son tan perfectos, tan reales que no da pie a usarlos. La mente del niño, que en un principio a sucumbido ante la magia del markenting de la industria juguetera, considera a esos juguetes demasiado aburridos. Su destino irremediable será el olvido. Su mente, la del niñ@, aún no está "contaminada" por la telebasura.

A nosotros nos pasa lo contrario. Después de tanto tiempo contaminando nuestra mente con infinidad de alienamientos ahora somos incapaces de imaginar, de soñar algo que medianamente se escape de las reglas de la lógica.

Ayer leí un post de el blog de Desencadenado en el cual, no sin falta de razón, describe el único plan de empresa que se nos ocurre es:

- monto una web
- consigo millones de usuario
- ¿?¿?¿?¿
- nos hacemos ricos (vendiendo la web)

Me resultó muy interesante, os lo recomiendo. Tan interesante que ha inspirado este otro post. No sé si estará a la altura. Vale, volvamos al tema que me desvío, el objetivo está claro. Pero, ¿y el producto? ¿y el servicio? Nos falta imaginación. Sabemos a dónde queremos llegar pero no cómo podemos llegar hasta ahí. Nos hace falta un "vehículo" para que se haga realidad ese sueño.

Dediquémonos a soñar otra vez. Imaginemos un mundo con formas imposibles y lugares innombrables. Porque si no es así esa web creada, que pretende captar millones de usuarios, terminará siendo otro proyecto estéril. Nos estamos convirtiendo en la Generación sin imaginación, excesivamente contaminada.

Soñemos otra vez...